10 hechos importantes sobre la revolución rusa: del zarismo al comunismo

La Revolución Rusa de 1917 terminó con la creación de la Unión Soviética (o URSS), uno de los países más grandes de la historia.

LA REVOLUCIÓN DE 1917 TRANSFORMÓ EL IMPERIO RUSO EN LA UNIÓN SOVIÉTICA, EL PAÍS COMUNISTA MÁS IMPORTANTE DE SU ÉPOCA.

La Revolución Rusa de 1917 fue un levantamiento social que tuvo dos fases bien diferenciadas: la primera en febrero y la otra en octubre de 1917. Las secuelas de la revolución fueron la sangrienta Guerra Civil Rusa, con un número estimado de muertos de entre 5 y 12 millones de personas. y el nacimiento de uno de los estados más poderosos de la historia humana: la Unión Soviética.

La clase obrera y su significado

La Revolución Rusa estuvo precedida por un clima social y político que hizo posible su victoria. Los trabajadores y la clase obrera en general se convirtieron en un actor destacado de la época gracias a la revolución industrial que vivió Rusia a principios del siglo XX.

La clase obrera rusa estaba mal pagada y sufría condiciones laborales espantosas. Al mismo tiempo, las condiciones de trabajo en el campo estaban lejos de ser óptimas, por lo que se dieron varias circunstancias simultáneamente que la base social rusa se rebeló contra la burguesía y la nobleza.

domingo Sangriento

El Domingo Sangriento tuvo lugar el 22 de enero de 1905 en San Petersburgo.

El origen está en las multitudinarias manifestaciones contra el Zar Nicolás II, los manifestantes fueron aplastados por la Guardia Imperial, dejando casi 1.000 muertos y heridos. Esto más tarde condujo a varias huelgas.

El Domingo Sangriento se considera un evento crucial que condujo a la revolución.

El fallido liderazgo del zar Nicolás II

El último zar ruso Nicolás II.
El último zar ruso Nicolás II.

El zar Nicolás II intentó calmar la situación reorganizando la Duma estatal y el parlamento ruso para que los ciudadanos tuvieran voz y el poder autocrático del zar interviniera.

Sin embargo, cuando los dos Dumas no jugaron como él deseaba, los despojó de sus poderes. Este movimiento fue visto como algo antidemocrático, lo que ayudó a agravar aún más la situación.

La primera Guerra Mundial

Soldados rusos luchando en una trinchera durante la Segunda Guerra Mundial.
Soldados rusos luchando en una trinchera durante la Segunda Guerra Mundial.

Con el inicio de la Primera Guerra Mundial, se hicieron evidentes aún más problemas en la estructura socioeconómica rusa.

El país fue golpeado por una inflación colosal ya que el gobierno invirtió gran parte de su riqueza en gastos militares.

Rusia se encontraba en un estado desastroso durante y después de la Primera Guerra Mundial, con un gran número de sus ciudadanos perdiendo la vida durante la guerra y la escasez de alimentos que afectaba prácticamente a todos en Rusia.

La Primera Guerra Mundial no fue como la Segunda Guerra Mundial para Rusia. Con este último, la Unión Soviética ganó poder y extendió su influencia a sus estados satélites.

Petrogrado y la revolución de febrero

La revolución finalmente tuvo su primer episodio en febrero de 1917.

En Petrogrado (San Petersburgo) comenzaron protestas a gran escala, durante las cuales los trabajadores industriales expresaron su decepción con el gobierno y el régimen del zar Nicolás II.

A finales de febrero cerraron prácticamente todas las industrias de Petrogrado.

Un doble poder

Cuando Nicolás II abdicó el 3 de marzo de 1917, la Duma del Estado creó un gobierno provisional y puso al príncipe Georgy Lvov a la cabeza.

Paralelamente, la clase obrera creó su propio grupo de interés político, reuniendo a trabajadores industriales y soldados experimentados en la Primera Guerra Mundial.

los bolcheviques

Lenin, en un mitin político en San Petersburgo.
Lenin, en un mitin político en San Petersburgo.

El segundo y más importante episodio de la Revolución Rusa giró en torno a la figura de Vladimir Lenin y su acercamiento al marxismo.

Los bolcheviques eran un grupo político radical que creció dentro del Partido Laborista Socialdemócrata Ruso (RSDLP).

Finalmente, en octubre de 1917, los bolcheviques de Lenin asumieron el gobierno.

El Ejército Rojo contra el Ejército Blanco

Camión con soldados del Ejército Rojo, en la Revolución de Octubre de 1917.
Camión con soldados del Ejército Rojo, en la Revolución de Octubre de 1917.

El establecimiento del régimen bolchevique por parte de Lenin tuvo un efecto inmediato: la Guerra Civil Rusa.

Por un lado, el Ejército Rojo, que eventualmente se convertiría en uno de los más poderosos de todos los tiempos, apoyó a Lenin y al régimen comunista. Por otro lado, el Ejército Blanco estaba formado por fuerzas nacionalistas opuestas a los revolucionarios rusos y, en muchos casos, pro-zaristas.

El Ejército Rojo ganó la guerra y finalmente ayudó al régimen soviético a establecerse por completo.

La guerra civil rusa mató a millones

Rusia quedó profundamente conmovida después de la Primera Guerra Mundial. La Guerra Civil Rusa solo sirvió para empeorar el caos que sufría el país.

Se estima que no menos de 5 millones de personas murieron en la sangrienta guerra entre 1917 y 1922.

la victoria de stalin

Estatua de Lenin en Livadia, Crimea (Ucrania, ocupada por Rusia)
Estatua de Lenin en Livadia, Crimea (Ucrania, ocupada por Rusia)

Lenin dirigió el estado comunista de la Unión Soviética hasta su muerte en 1924.

Después de su muerte, los dos sucesores potenciales más destacados fueron León Trotsky y Joseph Stalin.

Hubo una amarga lucha de poder entre los estalinistas y los trotskistas, que se resolvió…

Etiquetas:

Sin comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.